Skip to main content

No existe una única historia de inmigración latina.

Si bien muchos inmigrantes latinos y latinas llegan a Estados Unidos buscando trabajo y oportunidades, los motivos —y las formas— de emigrar varían. Algunos inmigrantes huyen de la guerra y la violencia; otros se ven motivados por dificultades económicas. Muchos deciden emigrar para tener acceso a la educación y ofrecer una mejor calidad de vida a las futuras generaciones. Históricamente, las políticas de inmigración de Estados Unidos, las guerras, las condiciones económicas y los cambios políticos han afectado a los patrones de migración. Así, las historias de inmigración latina continuarán evolucionando, y los inmigrantes latinos y latinas de distintas nacionalidades continuarán dando forma a la historia estadounidense. 

Presiona el botón a continuación para aprender más sobre la vitrina de Historias de inmigración de ¡Presente!

Vitrina de Historias de inmigración

Mis abuelos, Abundio Delgado Sánchez y Concepción Nieves Sánchez, abandonaron la ciudad de Silao Guanajuato, México, a finales de 1906 debido a… un clima político peligroso durante el régimen de Porfirio Díaz… La familia llegó a Ciudad Juárez y cruzó la frontera hacia El Paso, Texas, el 24 de junio de 1907, en el EPE (El Paso Electric Railway). Pagaron tres centavos por el privilegio de entrar a Estados Unidos.  

Ana Bermúdez, nieta de Abundio Delgado Sánchez y Concepción Nieves Sánchez

Click to expand image Fotografía en blanco y negro de tres niños de pie y dos adultos sentados posando para un retrato al aire libre.
Familia Sánchez, 1921. Cortesía de Anna Ríos Bermúdez

La historia de inmigración de Gustavo Torres

We use the video player Able Player to provide captions and audio descriptions. Able Player performs best using web browsers Google Chrome, Firefox, and Edge. If you are using Safari as your browser, use the play button to continue the video after each audio description. We apologize for the inconvenience.
Gustavo Torres. Narrador en el foro, 2021. Museo Nacional del Latino Estadounidense
The above media is provided by
Vimeo (Privacy Policy, Terms of Service)

Historias del pasado

¡Las latinas y latinos llevan siglos emigrando a Estados Unidos! Explora estas dos historias de inmigración, una del siglo XIX y otra de la década de 1950.

Ilustración de Naúl Ojeda sosteniendo un bloque de madera tallado con un motivo de sol.
Naúl Ojeda

No todas las travesías migratorias suceden por elección. Algunos latinos y latinas, como el galardonado grabador uruguayo Naúl Ojeda, se vieron forzados a abandonar sus países. En la década de 1970, debido a la creciente agitación política de Uruguay, Ojeda comenzó su vida en el exilio. Vivió en varios países antes de asentarse en Washington D.C. Ojeda describió la creación de estas distintivas xilografías como un “diálogo” entre él mismo y la madera.

Obra digital de Rafael López, 2021.
Ilustración de S. Anesta Samuel; a sus espaldas, el Empire State Building y una placa de calle que dice “S Anesta Samuel Avenue”.
Anesta Samuel

S. Anesta Samuel creció en la Zona del Canal de Panamá. Su padre se mudó de Montserrat para a trabajar en el canal. La Zona del Canal, controlada por Estados Unidos, estaba segregada racialmente, y los obreros afrocaribeños recibían salarios inferiores. De adolescente, Samuel rechazó este sistema y abrió su propio salón de belleza. En 1950, emigró a Brooklyn, Nueva York. Allí, fundó una organización que ofrecía becas para estudiantes panameños, llamada Las Servidoras (más tarde rebautizada como The Dedicators).

Obra digital de Rafael López, 2021.

La inmigración cubana

La inmigración cubana hacia Estados Unidos aumentó en la década de 1990. Mientras Cuba enfrentaba dificultades económicas y prohibió a sus ciudadanos abandonar la isla sin permiso, decenas de miles de refugiados huyeron en secreto. Los balseros cruzaban hacia el estrecho de Florida navegando en botes destartalados y balsas caseras. A continuación se muestra una de esas balsas utilizadas por dos hombres. La Guardia Costera de Estados Unidos rescató a estos balseros a 35 millas de la costa de Florida. Si bien ellos sobrevivieron la peligrosa travesía, muchos otros balseros no lo lograron. La balsa restaurada se alza como testamento del ingenio, la desesperación y la determinación tanto de los inmigrantes cubanos como de otros latinos. Observa la balsa y huele el aroma del océano por medio de una instalación sensorial interactiva en la Galería latina de la familia Molina.

Leer más acerca de la balsa

Explora otros objetos de ¡Presente!

Back to Top